mujer que piensa
Blog
En el registro
Productividad

Lo que tu empresa necesita desesperadamente NO es trabajo híbrido, y he aquí por qué

Publicado:

4 de junio de 2024

Actualizado:

5 de junio de 2024

Como dijo una vez Charles Darwin: "No sobrevive la más fuerte de las especies, ni la más inteligente, sino la más sensible al cambio". Y ¡en qué época de cambios estamos viviendo!

Todo empezó hace unos años, cuando el mundo luchaba contra un misterioso virus y el trabajo tal y como lo conocíamos estaba a punto de experimentar una revolución sísmica: el modelo de trabajo híbrido.

Llegó como un salvador, ofreciendo una solución sencilla a nuestros problemas de oficina, y su atractivo era irresistible.

Se creyó el bombo, convenció a las partes interesadas y empezó a planificar el cambio a la nueva forma de trabajar. Ahora, unos meses después, tras incontables horas, presupuestos ajustados, grupos de proyecto y sesiones de brainstorming, el entusiasmo se ha desvanecido y la satisfacción de los empleados está disminuyendo. 

¿Qué ha fallado?

Si actualmente te estás cuestionando tus opciones vitales y el valor de tu inversión en trabajo híbrido, no estás solo. ¿La cruda realidad? El modelo de trabajo híbrido, y la forma en que lo aplican muchas empresas, no es la panacea que se prometió. 

De hecho, lo que su empresa necesita desesperadamente es trabajo híbrido coordinado.

La promesa del trabajo híbrido y sus escollos

Se presentó como la solución laboral definitiva: la combinación perfecta de trabajo en la oficina y a distancia, diseñada para ofrecer lo mejor de ambos mundos. Vimos el potencial del trabajo a distancia para aumentar la productividad y conciliar mejor la vida laboral y personal.

Así que pensamos: ¿por qué no mantener estas ventajas y al mismo tiempo reintegrar las ventajas sociales y de colaboración de la vida en la oficina?

 Perfecto sobre el papel, pero no tanto en la práctica.

La máscara cayó tras la euforia inicial del lanzamiento del modelo híbrido y surgieron algunos problemas. 

No estamos descubriendo que el actual modelo de trabajo híbrido, tal como lo aplican la mayoría de las empresas, es esencialmente defectuoso. La solución se queda corta a la hora de abordar las causas subyacentes de la insatisfacción de los empleados. La novedad de la flexibilidad desaparece cuando los empleados cambian constantemente de casa a la oficina debido a horarios incoherentes, y les cuesta gestionar las difusas líneas que separan el trabajo de la vida personal.

Además, vemos nuevas formas de desigualdad en el lugar de trabajo, donde los más visibles en la oficina a menudo reciben más reconocimiento y oportunidades, mientras que los trabajadores remotos pueden ser pasados por alto. Este sistema fomenta el resentimiento y socava la cohesión del equipo. Comprometerse con acuerdos de trabajo flexibles conduce con frecuencia a una experiencia de trabajo desarticulada y fragmentada, lo que se traduce en una disminución de la moral y la productividad.

mujeres trabajando y mirando gráficos en un escritorio

La realidad

La coordinación entre equipos remotos y presenciales requiere un nivel de planificación y comunicación para el que la mayoría de las organizaciones no están preparadas. Los directivos tienen que hacer malabarismos con horarios dispares, intentando mantener la unidad del equipo en distintos entornos de trabajo. ¿Cuál es el resultado? Agotamiento, frustración y una creciente desilusión tanto entre los empleados como entre los directivos.

Otro problema es la falta de estructura en muchos acuerdos de trabajo híbrido. El trabajo híbrido puede dar lugar a una cultura empresarial fragmentada sin directrices claras ni esfuerzos coordinados. Y el rediseño físico de las oficinas no suele abordar problemas más profundos. Un espacio de oficina moderno no puede compensar la falta de conexión y coordinación de los miembros del equipo. Los empleados necesitan una estrategia cohesionada que respalde su experiencia de trabajo híbrido, no sólo un entorno agradable.

La ventaja deskbird

Entonces, ¿cuál es la solución? 

La respuesta está en replantearse por completo el modelo híbrido. Necesitamos un enfoque coordinado que vaya más allá de la mera flexibilidad. deskbird La investigación de la Comisión subraya la diferencia crucial entre modelos de trabajo híbridos coordinados y no coordinados.

El trabajo híbrido descoordinado puede reducir significativamente la productividad y la felicidad de los empleados. Por ejemplo, los horarios descoordinados pueden hacer que se pierdan oportunidades de colaboración en persona, esenciales para resolver tareas complejas y fomentar el espíritu de equipo. Por otro lado, el trabajo híbrido coordinado puede aumentar la productividad hasta en un día a la semana por empleado y mejorar la felicidad. deskbird realizó un amplio estudio en varios sectores para conocer el impacto de los modelos de trabajo híbrido en la productividad y la satisfacción de los empleados. 

He aquí las principales conclusiones:

Aumento de la productividad:

  • Los empleados de modelos de trabajo híbridos coordinados declararon hasta un día extra de productividad a la semana en comparación con los de modelos no coordinados y niveles de productividad un 20% superiores.

Compromiso de los empleados:

  • El 62% de los empleados se sienten más comprometidos y conectados con sus equipos en una configuración híbrida coordinada.
  • Las interacciones regulares en equipo se relacionaron con un aumento de la colaboración eficaz.

Satisfacción y retención en el empleo:

  • Un horario claro y sencillo mejoró la satisfacción de los empleados.
  • Lo que llevó a las empresas con modelos híbridos coordinados a experimentar menores tasas de rotación y un 20% más de rendimiento global.

Reducción del aislamiento:

  • Gracias a las actividades periódicas de creación de equipos y a los actos sociales en la oficina, los empleados han señalado una reducción de la sensación de aislamiento.

¿Cómo puede implantar un modelo de trabajo híbrido coordinado? He aquí algunas estrategias a tener en cuenta:

  1. Establece expectativas claras, condías específicos en la oficina y a distancia, para reducir la incertidumbre, el estrés y la insatisfacción.  
  2. Fomenta la comunicación y apóyate en una buena tecnología. Utiliza herramientas digitales para los controles y las reuniones de equipo y apoya la comunicación abierta, independientemente de la ubicación.  
  3. Construir una cultura fuerte: este es un punto clave. Independientemente de la ubicación de tu equipo, todos deben sentirse parte de él. Así que crea oportunidades para la interacción social en persona y virtualmente. Una cultura empresarial sólida ayuda a mitigar el aislamiento y a fomentar el sentimiento de pertenencia. 
  4. Proporcione apoyo: Eduque a su equipo y a las partes interesadas. Los cambios de este tipo requieren el pleno apoyo de toda la empresa. Esto incluye apoyo en salud mental, oportunidades de desarrollo profesional y acceso a la tecnología necesaria.  

Conclusión

Creemos firmemente que el trabajo híbrido mejora el equilibrio entre trabajo y vida privada. Pero para que sea 100% eficaz, requiere coordinación, o puede convertirse rápidamente en una fuente de frustración e insatisfacción. 

Considera la posibilidad de aplicar una estrategia coordinada de trabajo híbrido, y sus empresas crearán un entorno de trabajo más productivo, cumpliendo la promesa original del trabajo híbrido.

Pero tén cuidado: el trabajo coordinado no consiste sólo en rediseñar los espacios de oficina o permitir el trabajo a distancia; se trata más bien de crear un entorno de trabajo estructurado, solidario y comunicativo que satisfaga realmente las necesidades de tus empleados. Sólo entonces el trabajo híbrido dará lugar a empleados más felices y satisfechos (que permanecerán en tu empresa durante años).

"Elsecreto del éxito del trabajo híbrido no es sólo la flexibilidad, sino cómo la coordinamos. Laverdadera felicidad en el trabajo proviene de un equilibrio bien engrasado de estructura y apoyo", Ivan Cossu.

Lo que tu empresa necesita desesperadamente NO es trabajo híbrido, y he aquí por qué

Graziella Moschella

Graziella es una experimentada profesional del marketing de contenidos apasionada por la narrativa y los nuevos medios. Escribe sobre DEI, mujeres en la tecnología y modelos de trabajo flexibles. Cuando no está escribiendo sobre trabajo híbrido, la encontrarás leyendo o tejiendo algo colorido (que nadie se pondrá nunca).

Seguir leyendo